Ir al contenido principal

Luchando por el mismo Dios

A veces echo de menos ser creyente. Pienso que creer en un Dios te da una cierta tranquilidad, sosiego, te quita responsabilidad. Pero eso es algo que no se rige por la razón: o crees o no. Ahora bien, por más vueltas que le doy, hay algo que no puedo entender. Estamos en 2010 pero a veces parece que estemos en el 1010 (o en el 10). Sigue habiendo a lo largo de todo el planeta millones de personas luchando por fanatismos religiosos. A esto, sumemos muchiiiiiiísimos millones más que, sin llegar a la guerra, están en conflicto continuo por imponer sus creencias al resto. La verdad es que en esto hemos evolucionado más bien poco.

Y lo peor ya no es que cada uno quiera imponer su creencia a los demás, sino que en realidad no quieren imponer su Dios, sino su forma de llamarlo. Absurdo ¿no? Porque lo que está claro es que cualquier persona monoteísta cree en el mismo Dios. Otra cuestión es que le llames de una u otra forma, que lo pintes más guapo o más feo o que lo veas más castigón o tolerante, pero lo que está claro es que es el mismo.

No me puedo imaginar a mis hijas peleándose (y matándose) porque una dice que hace caso a Papá y la otra a Papi. Las dos hablarían de mí, obviamente, pero la lucha es, en realidad, una lucha de egos. Aún más absurdo es no darte cuenta de que en un 99% de los casos tu visión de tu Dios está condicionada por dónde y cuándo has nacido. Quiero decir, no es casual que en medio de Arabia Saudí la mayoría pinten su religión de Islamismo, en Inglaterra de protestantismo, en España catolicismo, ...

Creo que cualquier conflicto de masas que lleva a discutir e incluso pelear es una muestra de incultura y de manipulación (sí, cualquiera, sea política, nacionalismo, fútbol, moda, etc.) en el caso de las religiones monoteístas es, si cabe, aún más incomprensible.

Sres. creyentes del mundo, de la religión que sea: si esa religión te hace sentirte bien y te une al prójimo, fenomenal. Si la usas como mecanismo de marginación, opresión o cualquier otro fin no te engañes: eso no es una religión, es una secta y estás siendo manipulado.

Si en algún momento te has sentido herido u ofendido, seguramente es porque me he explicado mal, porque no tengo nada en contra de las religiones, sólo del abuso de ellas.

Comentarios

  1. Totalmente de acuerdo. Cómo te expresas....!!!!!!!Un besazo.Enrique

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo. Pero creo que el verdadero problema es cuando se vive en un Estado religioso, es decir, cuando no hay separación entre Iglesia y Estado (como pasa en muchos países árabes, que parece que siguen en la Edad Media). Creo que al menos en eso, los países occidentales hemos progresado.

    ResponderEliminar
  3. ¡Gracias Enrique! ;)
    Sara, estoy contigo: es que directamente me parece inadmisible cualquier tipo de tiranía, la disfraces de religión, política, raza o lo que sea. Pero creo que es aún más triste observar esos fanatismos en lugares en donde hay libertad y cultura; al fin y al cabo los que viven en esos países que comentas tampoco tienen muchas opciones, pero los occidentales las tenemos y muchos no las ejercemos.

    ResponderEliminar
  4. Si no hubiera religiones, no te preocupes que ya encontraríamos otra excusa para estar a tortas todo el día

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Yo, y ¿mis circunstancias?

A veces, es bueno poner las cosas en su contexto, y compararse antes de quejarse. Un ejemplo, mi vida comparada con la de otra persona real, con la que tengo mucho paralelismo:

- PERSONAJE X: 
Nació en una familia de cinco hermanos y un único sueldo en casa. Por ello, siempre estaban achuchados de dinero y nunca disfrutó de los privilegios que otros tuvieron (buenos colegios, estudios en el extranjero, posibilidad de negocio con capital familiar...)Por un accidente, perdió la posibilidad de seguir estudiando la carrera que había comenzadoSe metió en un negocio de multinivel que le desenfocó durante años de otras posibles oportunidades de negocio o emprendimientoSe casó, pero a los 5 años se separó teniendo que quedarse al cargo de sus dos hijas solo. Como además estaba en bancarrota financiera mantenía un pluriempleo, y su vida se limitaga a trabajar y cuidar de sus hijosMontó con un amigo un negocio que resultó ruinoso y en el que él prácticamente tenía que hacerlo todo porque su soci…

El secreto de mi madre en las relaciones personales

Mi madre, Teresa Fábregas, fue una persona de esas que hay pocas, poquísimas. Hace varios años que ha muerto y puedo decir con orgullo que jamás, absolutamente nunca, he sabido de alguien que haya vertido alguna crítica negativa hacia ella. Impresionante. Nunca he visto nada igual. Sin embargo, cuando estaba viva creo que no le demostré suficientemente lo especial que la consideraba. Bueno, eso es otra historia y será contada en otra ocasión...

El caso es que cada vez que encuentro a alguna persona que la conoció, invariablemente acabamos hablando de ella y aflora alguna lágrima sincera porque la echan de menos. Y me sigue ocurriendo ahora que hace ya más de 4 años de ello que nos dejó. Y es algo  espontáneo, en familiares y amigos y en personas  que apenas (o nada) me conocen, pero necesitan expresar su amor y agradecimiento hacia ella.

Y ¿cuál era el secreto de mi madre para ser tan apreciada por todo el mundo? Nunca la oías dar grandes charlas, ni alzarse como líder de nada, ni esg…

Wikileaks y la transparencia en internet

La verdad es que a estas alturas ya suena pasado de moda hablar de Wikileaks, pero lo que ocurre es que he tenido sentimientos encontrados sobre esto. Por una parte, veo genial la apertura de información pero por otra le veo pegas. En el caso de Wikileaks veo diferentes puntos negros (por qué no se lo ha mandado a todos los medios, por qué lo "dosifica", etc.) que me frenan a considerar a Assange como un héroe.

Pero al margen de Wikileaks, cuando hablamos de que todo sea público me surgen dudas.

Ventajas: que todo sea público es fenomenal, porque si todos tenemos la sensación de que en algún momento lo que hagamos se puede "airear" seguramente nuestro comportamiento será más correcto. ¿Cómo actuarías si todo el mundo te estuviera mirando siempre? Destapar desfalcos, engaños, fraudes, crímenes,... y encima democratizar la información para que esté al alcance de todo el mundo. Suena bien, ¿no?

Inconvenientes: el que todo sea público puede ocasionar realmente un problem…